En Cartagena las autoridades actuaron de forma contundente contra la criminalidad y la delincuencia común, que por estos días incrementaban los casos de atracos, hurtos masivos y sicariatos, no solo en una parte de la ciudad, sino en distintos puntos.

Según las autoridades, y ahora custodian y hacen requisas incluso en el transporte público, los operativos de vigilancia por parte de la Policía Metropolitana de la ciudad se han hecho más intensivos.

En las últimas horas fueron sorprendidas 3 personas con armas de gran tamaño al interior de uno de los articulados del servicio de transporte masivo.

Dijeron desde la Policía Metropolitana de Cartagena que “Mediante los diferentes planes de control, requisa e identificación de personas, las unidades que se encontraban de servicio en las diferentes estaciones de Transcaribe y de igual forma al interior de los buses articulados, alcanzaron identificar a 3 particulares al interior de uno de estos buses a quienes se les halló en su poder 3 armas blancas tipo machete”.

En relación con el informe, a estas 3 personas se les aplicó la Ley 1801 en su artículo 27 numeral 6, por portar armas, elementos cortantes y punzantes, semejantes o sustancias peligrosas en áreas comunes o lugares abiertos al público.

La ciudad se ha transformado en una suma de delincuencia, y librar a las víctimas, que son los turistas que llegan a conocer Cartagena, de los dueños de lo ajeno.

Un ejemplo de ello es el caso conocido de los turistas agredidos fue en el barrio Manga, donde uniformados de la Policía Nacional hallaron a un hombre desubicado, desorientado y con aparentes sintomatologías de haber sido víctima de escopolamina que, según las autoridades, el extranjero había solicitado, al parecer, servicios sexuales y habría terminado siendo víctima de hurto bajo esa modalidad.

Indicó el comandante de la Policía de Cartagena, el general Nicolás Zapata que “Al personal del CAI Manga les llama la atención un ciudadano que anda deambulando por las calles, incluso con prendas femeninas, cuando se acercan a él se dan cuenta de que es un ciudadano extranjero, de México, con unos síntomas aparentemente de intoxicación (…). Ellos lo que hacen es trasladarlo a un centro asistencial; al no tener atención, van hasta el hotel donde se llaman los servicios del Crue”.

Quedó grabado en video de una cámara de seguridad otros hechos, en un hotel ubicado en el barrio el Bosque, el momento en el que un osado ladrón ingresó hasta el vestíbulo de un hotel y, con un arma de fuego en la mano amenazando a los allí presentes, les arrebató sus pertenencias. Tras segundos y luego de haber intimidado a al menos 4 personas en el sitio, el sujeto fue neutralizado por un huésped y desarmado por otro. Publicado por Cartagena Herald, agencia de noticias e información.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.