contador
No icon

El Gobierno se comprometió a hacer una reforma estructural en el Sistema General de Participaciones

Así se levantó el paro de maestros

Zoobooks FREE
Casi 37 días duró el paro de maestros. Después de una serie de negociaciones fallidas el Ministerio de Educación y Fecode llegaron a un acuerdo para levantar el paro. En presencia del ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, se resolvieron los temas económicos que siempre han sido el punto de encuentro más álgido entre ambas partes.

Este paro de maestros, el más largo de los tres que ha tenido que enfrentar el gobierno Santos, tuvo sin clases a 8,5 millones de niños en todo el país, colapsó varias avenidas del país y creó algunos enfrentamientos entre los docentes y el Esmad. Pero este viernes, a las siete de la noche, la ministra de Educación, Yaneth Giha, anunció que se logró un acuerdo: el paro llegó a su fin.

“Hoy logramos ese acuerdo, que pone punto final al paro de maestros, para que nuestros niños y jóvenes recuperen lo antes posible todos los días y semanas que estuvieron fuera de las aulas de clase”, declaró la ministra.

Los acuerdos fueron los siguientes. Primero, Fecode podrá ser parte de una reforma estructural del Sistema General de Participaciones (la bolsa de donde la nación saca la plata) para garantizar se otorguen más recursos a la educación. Este punto se dará en medio de una amplia discusión en la que participarán el Congreso de la República, alcaldes, gobernadores y otros actores del sistema educativo.

Como segundo punto el Gobierno se comprometió a continuar con la nivelación salarial de los maestros. Sin embargo, uno de los anuncios más importantes que realizó la ministra Yaneth Giha es la creación de una nueva bonificación para los docentes, que será pagada de forma progresiva. En 2018 los docentes recibirán un pago equivalente al 6 % de su asignación básica. En 2019, esa bonificación será del 11 % y a partir de 2020 ascenderá al 15 %.

Igualmente, ambas partes aclararon que se trazará una hoja de ruta para la creación de los tres grados de preescolar, una deuda que estaba en remojo desde hace más de 20 años, cuando se expidió la Ley General de Educación. “Este plan buscará que en el año 2021 la cobertura del grado transición se amplíe a 80 %, en 2022 se abrirán los primeros grados de jardín y en 2024 de prejardín en colegios oficiales del país”, explicó la ministra Giha.

Otro de los desacuerdos que alargaron el paro fue el tema de la jornada única, ya que Fecode manifestó no estar de acuerdo con la forma en que el Gobierno la estaba implementando. Los maestros se quejaban que había hacinamiento en los colegios y no se les pagaban horas extras. La ministra de Educación expresó que se comprometerán a continuar con la mejora de esta implementación a corto plazo y buscarán dejar una ruta planteada para que su expansión se haga de forma sostenible a largo plazo.

Por último, Fecode y el Ministerio de Educación acordaron trabajar en el proyecto “Escuela como territorio de paz”, un proyecto con el que esperan convertir las instituciones educativas en espacios para la formación en derechos humanos y convivencia ciudadana.

La ministra Yaneth Giha además resaltó que el acuerdo consta de 15 puntos adicionales relacionados con la política educativa, las garantías sindicales, la salud de los docentes y las prestaciones sociales, entre otros.

En cuanto a los 37 días perdidos, el Ministerio de Educación explicó que las secretarías de Educación deberán ser las encargadas de ajustar los cronogramas académicos para recuperar estas clases.

“Los maestros son la columna vertebral de la educación, tienen toda nuestra consideración y respeto. Desde el Gobierno seguiremos trabajando para que sus condiciones sean cada vez mejores”, concluyó la ministra.

Por su parte, en una locución pública que hizo el presidente Juan Manuel Santos minutos después de que se levantó el paro, explicó que “durante estos siete años de gobierno hemos invertido $212 billones para fortalecer la educación. Casi el doble de lo que recibe cada año el Gobierno Nacional en impuestos”. Este presupuesto se ha distribuido en oportunidades al acceso a la educación, calidad e infraestructura.

Sin embargo, esta no es la primera vez que Fecode y el gobierno de Santos llegan a un acuerdo. En 2014 y 2015 los maestros también salieron a las calles a protestar contra el Gobierno. Aunque las peticiones variaron, el dilema siempre ha girado en torno al salario. En 2015, Fecode le ganó el pulso político a la ministra de Educación, Gina Parody, y negoció un aumento de 12 puntos en los salarios de los maestros hasta 2019, por encima de los incrementos a funcionarios estatales. Una aspiración que le costará al Gobierno $1,7 billones, y por esto fue difícil de cumplir.

Para 2017 los docentes fueron más reacios y pedían negociaciones integrales, afirmaron que no sólo buscaban un aumento salarial, sino mejores condiciones para una educación de calidad. Ahora habrá que ver si el Gobierno cumple y Fecode queda finalmente conforme con lo prometido. Por lo pronto, ocho millones de estudiantes regresan a clase.

Tomado de El Espectador